Veterinarios advierten contra la moda de TikTok de reventar los granos a los gatos

granos gatos tiktokTikToker: Sphynx.cleaner/Wikimedia Commons: Dmitry Makeev

Los veterinarios están advirtiendo contra la moda viral de TikTok que hace que los usuarios estallen los granos en sus gatos sin pelo y es que tienen un grave peligro seguir dicho “trend”.

Desde su llegada en 2016, TikTok ha sido la red social donde se han creado miles de tendencias virales diferentes. Desde bailar y sincronizar los labios con la última canción viral hasta ver cómo será nuestro futuro bebé, hay un poco de todo para todos los gustos y personas.

Una de las últimas tendencias consiste en reventar granos de los gatos sin pelo, y los veterinarios han empezado a advertir contra ello.

El artículo continúa después del anuncio.

Veterinarios se oponen a la tendencia de TikTok de reventar granos de los gatos sin pelo

Como suele ser normal, a muchas personas les parece asqueroso ver reventar granos, sin embargo, hay otros muchos que les parece bastante satisfactorio. Tanto, que el hashtag “pimple pop” (reventar granos en inglés) tiene más de 11 000 millones de visitas.

Sin embargo, una usuaria de TikToker llamada sphynx.cleaner se ha unido a la moda con su propio toque: reventar granos a su gato sin pelo. Tiene más de 15 000 seguidores y millones de visitas a sus vídeos.

Debido a que los gatos son propensos a tener granitos en su barbilla, propietarios de todo el mundo comparten varias formas de cuidarlos. Sin embargo, esta forma es más perjudicial que beneficiosa.

El artículo continúa después del anuncio.

Si no puedes ver el TikTok haz clic aquí.

Tras colgar el vídeo donde le quitaba granos a su gato, los usuarios no dudaron en comentar lo que estaban viendo. Algunos decían lo satisfactorio que era mientras otros afirmaban que su gato se revolvería si hiciesen algo así.

No obstante, la Dra. Jessica Taylor explicó a Newsweek lo peligroso que era llevarlo a cabo:

Estas lesiones indican una alteración de la piel y de la barrera cutánea, y apretarlas o pincharlas puede introducir bacterias, empeorando potencialmente la lesión, causando dolor e infección“, afirma la Dra. Taylor. “Si la lesión ya está infectada, manipularla podría propagar las bacterias al dueño de la mascota“.

El artículo continúa después del anuncio.