Call of Duty Fortnite FIFA League of Legends Apex Legends Entretenimiento Esports Videojuegos Dexerto TV Contacto Sobre Nosotros
 
Esports • 26/06/19

Orgullo LGTBI: ¿Está el colectivo representado en los esports?

Shares
Orgullo LGTBI: ¿Está el colectivo representado en los esports?
Blizzard

En el mes del Orgullo nos preguntamos: ¿hasta qué punto están representadas las personas LGTBI en los deportes electrónicos?

Publicidad

Este mes estamos de celebración. Son unos días para la búsqueda de la igualdad total para que todos y todas se sientan cómodos en sociedad, independientemente de lo que le guste o no sexualmente. Pero esta libertad también debe buscarse en los productos culturales, lo que incluye a los videojuegos y, cómo no, los esports. ¿Está el colectivo LGTBI representado en ellos?

Si hacemos un repaso a los personajes LGTBI que podemos encontrar en los videojuegos competitivos, en realidad aparecerán más de los que creemos. No obstante, hay que preguntarse si están bien representados.

Publicidad

Una gran cantidad de títulos incluyen personajes LGTBI, pero por desgracia en muchos casos nos encontramos con tópicos que no hacen ningún bien al colectivo. Nos encontramos con personajes homosexuales de gestos exagerados, gays que se comportan “como chicas” y lesbianas que se comportan “como chicos”. Descripciones que refuerzan la idea de que únicamente hay dos géneros y que si eres homosexual lo lógico es que te comportes así. Por no hablar de cuando se intenta incluir a un personaje trans.

Sin historia en profundidad

Por suerte, los esports pueden jugar con un pequeño detalle que ayuda bastante a la hora de incluir a personajes de todo tipo. La falta de profundidad en la historia de cada personaje en lo que al juego se refiere, permite que títulos como League of Legends o Apex incluyan a personajes del colectivo sin necesidad de ir más allá con el personaje.

En League of Legends, el personaje de Taliyah se introdujo tal cual. Una chica que es experta en la magia para controlar la piedra. No necesitábamos más información para jugar con ella. Sin embargo, con la introducción de Neeko descubríamos un “secreto” de Taliyah: la chica había cambiado, se había “transformado”. Así lo describía Neeko, haciéndonos atar cabos para darnos cuenta de que Taliyah podría ser un personaje trans.

Publicidad

La naturalidad con la que se incluye Taliyah falla, sin embargo, en el caso de Neeko. Está claro que a Neeko el gustan las mujeres, pero Riot se pasa a la hora de dejarlo bien establecido. Muchas de las frases de Neeko son para dejar claro que los hombres no le molan, que le gustan las mujeres y punto. Así que le damos un 10 por el caso de Taliyah y su natural inclusión, pero un aprobado justito con el caso de Neeko.

En cuanto a Apex Legends, el personaje de Gibraltar fue confirmado como homosexual. No, no hay ninguna frase en el juego que nos lleve a pensarlo. Respawn Entertainment se encargó de confirmar la sexualidad del personaje y no necesitaba nada más. Cuando la historia en profundidad no es importante para el juego, tampoco lo son estos detalles.

EA

Publicidad

Detalles sin importancia que importan mucho

Al encontrarnos con este tipo de casos nos preguntamos: pero… si no se le da importancia a que el personaje sea LGTBI, ¿no es malo para el colectivo? ¡Al contrario! Lo que perseguimos es la completa naturalidad. Un personaje puede ser hetero, homosexual o incluso bisexual y no necesita que eso afecte en su estilo de juego ni en la historia porque, al fin y al cabo, lo que está representando es a una persona.

Y aquí es cuando a muchos se les ocurre el argumento de: bueno, entonces si no es importante para el juego ni para la historia, tampoco hacía falta. ¡Claro que hacía falta! Cuando es tan fácil incluir a todo tipo de personajes, ¿por qué no contar con un abanico mucho más amplio? Si es tan fácil representarnos en un videojuego, ¿por qué rechazar la oportunidad?

Blizzard como el ejemplo perfecto

Si alguien nos pregunta cómo debe ser representado el colectivo LGTBI en un esport, tenemos el ejemplo perfecto. Blizzard ha sabido introducir personajes de todo tipo con una naturalidad que es la envidia de cualquiera. Y el gran ejemplo lo tenemos en Tracer.

La Tracer que conocemos en Overwatch puede tener una vida normal incluso después de su accidente. Por eso resulta tan adorable que en el famoso cómic de Navidad la veamos en algo tan cotidiano como regalarle algo a su novia.

Con la perfecta naturalidad que este tipo de cosas deberían tener, en una viñeta vimos a Tracer y su novia besándose. Y ya está. No sabemos si Tracer es homosexual, bisexual o demisexual. No se nos explica, y no lo necesitamos, pero este personaje representa al colectivo y muestra la diversidad existente en el mundo.

Con esto se demuestra, además, lo fácil que es llevar a un videojuego a cualquier tipo de persona (algo que, por ejemplo, en Los Sims 4 también se refleja a la perfección), lo fácil que puede llegar a ser que todos sintamos que hay espacio para nosotros. Y así estamos orgullosos de nosotros y de la industria.