Opinion

Xbox Scarlett: Microsoft, no lo vuelvas a hacer mal

por Víctor Ayora
Microsoft Xbox

Compartir


El X019 que se está celebrando en Londres durante estos días nos trajo el futuro más cercano de Xbox One. Que no es más que una manera de cerrar una mala generación con títulos más que dignos.

También es una magnífica forma de empezar la nueva generación. Porque, lo creáis o no, ya hemos empezado la carrera hacia las próximas consolas. Los juegos que veamos en estos 12 meses que faltan para Xbox Scarlett son lo que estarán en el lanzamiento de la consola.

Publicidad

Microsoft dominó con cierta holgura la generación pasada. Al menos hasta que se dedicó a pegar tiros al aire, a ver si cazaba algún tipo de innovación puntera. Kinect fue un fracaso ya en Xbox 360, pero los de Redmond, en lugar de enterrarlo, decidieron que sería bueno sacarlo en su nueva consola.

Años después, todavía arrastran ese grave error. Kinect no solo no fue enterrado, sino que fue el responsable de la muerte de Xbox 360 y de Xbox One, una consola recién lanzada. Y no fueron los primeros en caer en esa tentación. Sega, en otra época, también pensó en periféricos estrafalarios que hicieron más mal que bien.

Publicidad

Evidentemente, el sensor de movimiento y cámara de Microsoft no fue el único culpable del accidentado lanzamiento de Xbox One. El propio Phil Spencer reconoce, vía The Verge, que el precio superior (por Kinect) y ser una máquina inferior a la competencia hicieron mucho.

Precisamente la llegada de Spencer a los mandos de Xbox fue tomada como un soplo de aire fresco. La generación ya estaba perdida. No había manera de arreglarla. Sin embargo, bajar los brazos hubiera significado dar demasiada ventaja a la competencia.

Publicidad

Xbox Scarlett: Xbox Game Pass y xCloud, el futuro

Otra cosa no, pero múltiples cambios en la interfaz y la llegada de servicios tan brillantes como Xbox Game Pass han construido el camino hacia la nueva generación silenciosamente. Microsoft ha sido sabia y nos lo ha vendido como un logro para la actual generación. La realidad es que Game Pass, y xCloud, son el futuro de Xbox. No solo eso, todo apunta a que el streaming va a cobrar mucha importancia.

Publicidad

¿Y quién tiene un sistema de servidores construido para soportar todo ello? Está claro que Microsoft. Es cierto que PlayStation cuenta con PS Now, pero sus servidores y sistema de red todavía dan la sensación de ser endebles. Además, Xbox dio un paso de gigante al unir sus dos servicios de suscripciones en uno solo. Sony todavía está a verlas venir y mantiene Plus y Now por separado.

Publicidad

Desde esta pequeña tribuna que Dexerto me permite escribir, no puedo más que decir que veo a Xbox preparada para dar el salto. Si por ellos fueran, lo harían mañana mismo. En cambio, Sony no tiene prisa. Sus batallas en PS4 están en sus videojuegos exclusivos (batalla ganada con gran ventaja).

Sin embargo, para terminar, Sony vende consolas en todo el mundo como si no hubiera un mañana. Es cierto que no ha tenido un rival fuerte en esta generación, pero será salir PlayStation 5 y asegurarse un buen puñado de ventas. Desde aquí solo tengo que pedir a Xbox que no se desvíe. Que no cometa los errores del pasado. Y que luche fuerte. Tiene cartas ganadoras esta vez, pero PS5 será un rival muy complicado.