Videojuegos

El online de Death Stranding no necesitará PlayStation Plus

por María Pastoriza

Compartir


Podéis estar tranquilos. No necesitaremos una suscripción activa a PlayStation Plus para disfrutar de las funciones del multijugador de Death Stranding.

Death Stranding lleva siendo la comidilla de la industria de los videojuegos durante mucho tiempo. No es para menos, teniendo en cuenta que detrás de este confuso juego nos encontramos a Hideo Kojima. Para muchos un genio, para otros muchos un loco con déficit de atención, sea como sea, siempre da que hablar. Y ahora su juego está peligrosamente cerca.

Publicidad

Muchos no sabemos todavía de qué va exactamente Death Stranding. Algunos aseguran que ni Kojima lo sabe. Lo que sí sabemos es que su mecánica de multijugador nos permitirá disfrutar de sus opciones online sin necesidad de tener una suscripción a PlayStation Plus.

Un multijugador diferente

Publicidad

El llamado sistema Strand de Kojima permite a los jugadores ver los efectos de los demás en su mundo. Esto puede ser tan simple como tropezar con elementos que dejaron atrás, o usar escaleras o cuerdas instaladas por otros jugadores para ayudar a los que vienen después.

Todo el mundo puede acceder a todo esto sin necesidad de una suscripción a PlayStation Plus. El pack de edición limitada que se reveló deja el mensaje de que “Death Stranding no requiere una suscripción a PlayStation Plus”.

Publicidad

Estas son buenas noticias, particularmente considerando cómo algunos juegos con multijugador asíncrono lo han utilizado en el pasado. La serie Soulsborne de FromSoftware requiere de PlayStation Plus para que los jugadores puedan conectarse en línea, lo que significa que aquellos sin suscripción se pierden los mensajes de los jugadores, los fantasmas y mucho de lo que hace que estos juegos sean tan especiales.

Publicidad

En cuanto a Death Stranding, saldrá al mercado el 8 de noviembre en PS4. La espera ha sido larga, pero en poco más de un mes tendremos por fin el esperado trabajo de Kojima que tanto ha dado que hablar… y que tanto dará que hablar una vez esté disponible.