Mi experiencia en Elden Ring y cómo me enganché siendo una no jugadora de los Souls - Dexerto
Videojuegos

Mi experiencia en Elden Ring y cómo me enganché siendo una no jugadora de los Souls

Publicado: 8/Abr/2022 20:04 Actualizado: 8/Abr/2022 20:07

by Paula González

Compartir


Elden Ring se ha convertido en el gran juego de 2022 y gracias a él muchísimos jugadores nos hemos acercado al género, pero, ¿cómo ha sido la experiencia de una persona que jamás ha jugado a un Souls en esta historia y por qué ha terminado enganchado a ella? Acompáñame en este viaje.

Elden Ring salió a principios de año y las alabanzas no tardaron en lloverle al esperadísimo título. Con tantos halagos rápidamente muchos jugadores que no habíamos tocado un Souls en nuestra vida nos vimos atraídos por la idea de jugarlo, pero, ¿sería capaz de pasármelo o fracasaría en el intento?

Publicidad

En esta gran duda andaba hasta que Bandai contactó con la redacción de Dexerto España para hacernos una proposición bastante peculiar. La distribuidora nos daría un código del juego para ver si alguno del equipo que no hubiese jugado nunca al género se adentrase y aceptase el reto de intentar engancharse. Como mi compañera Kysu era una ávida jugadora de los Souls y a Paco no le llamaba la saga acepté la misión con mucho miedo.

Ante una oportunidad tan grande decidí que, ya que me metía al barro, lo haría con todo así que lo documentaría a través del streaming. Tengo amigos muy, muy fans de la saga y os puedo asegurar que se frotaron las manos y se rieron de forma maquiavélica cuando les conté lo que iba a hacer. Pero lo hacemos y ya vemos.

Publicidad

elden ring dragones captura
FromSoftware/ Dexerto
Y en el momento de aceptar el reto supe que el Elden Ring sería toda una aventura

Mi experiencia con Elden Ring sin tener ningún tipo de experiencia en los Souls

En el momento de redacción de este artículo llevo jugadas casi 60 horas y creo que todavía me queda muchísimo para terminar el juego. Hay demasiado por explorar pero si esperaba a pasármelo sé que iba a seguir posponiendo demasiado este artículo.

Si os soy sincera, sabía que me enfrentaba a un tipo de juego nuevo y que me iba a frustrarme muchísimo. Sin embargo, al poco de empezar me di cuenta que sí, era un juego que daba mucho coraje, pero ese “quiero y no puedo” era diferente. No es como la que siento cuando juego al League of Legends.

Publicidad

En Elden Ring es sentir que puedes conseguir tu objetivo, pero no lo haces porque hay algo que estás haciendo mal. Me explico. Estuve dos días con Margit y no paraba de intentarlo porque sabía que podía, pero sentía que me faltaba conocimiento y notaba cómo cada vez que me enfrentaba a ese primer gran jefe iba aprendiendo a cómo pelearle.

¿Era frustrante? Sí. ¿Me sentía malísima? Muchísimo. ¿Era satisfactorio cada intento contra él a pesar de que me rompía la cara? Completamente. Aun así, qué subidón te da cuando consigues avanzar después de quedarte atascada varios días en el mismo jefe.

Publicidad

Lo primero que pensé cuando lo conseguí fue “si he podido pasarme este jefe podré pasarme el juego entero”, y es que incluso cuando tenía a Radahn enfrente lanzándome flechas dije “me he pasado a Magrit y a Godrick, seguro que me puedo pasar a este”. Y parece mentira, pero algunas veces en mi día a día me lo repito y me da fuerza.

Esta experiencia siempre la cuenta el icónico Jwulen y pensé que a mí no me afectaría. Es gracioso porque ahora cuando veo mis clips del comienzo del juego me sorprendo al darme cuenta de lo mucho que he avanzado. La verdad es que no puedo evitar pensar “buah, si era facilísimo” y reírme.

Publicidad

Antes del jugar al juego las mecánicas del juego me parecían una locura (¿quién en su sano juicio quiere morir treinta y siete veces contra el mismo jefe en su tiempo libre?). Sin embargo, una vez que lo pruebas no puedes parar de repetirlo una y otra vez. Y es que el juego está hecho para superarte, divertirte y lanzar muchas, muchísimas palabrotas. No tiene sentido lo bien que te lo terminas pasando.

No todo es bueno en mi aventura en Elden Ring

elden ring catacumbas captura
FromSoftware/ Dexerto
¿Un cuchillo en el ojo? Mi día a día en Elden Ring

No obstante, no os voy a engañar. Muchas veces siento que voy en desventaja porque no sé qué es lo que me voy a encontrar o cómo debería de actuar. Muchos veteranos de la saga saben qué pueden encontrar o simplemente qué estrategia llevar a cabo en determina situación. Sin embargo, para mí todo es nuevo, y me he quedado atascada en algún lugar del mapa porque no soy consciente que puedo pegarle a las paredes para seguir avanzando. O simplemente, se me olvida que me tengo que subir las armas de nivel.

Creo recordar que más de una ocasión la comunidad de lo Souls advirtió que este juego sería muy complicado para las personas que nunca se habían enfrentado a la saga. Aunque mis amigos me alaban porque dicen que me he adaptado muy bien, siempre me repiten lo mismo: “pensaba que lo harías peor“. No creo que sea exageradamente difícil, pero sí que lo hace más duro ir totalmente a ciegas.

Para algunos puede ser el encanto de esta saga de juegos, pero mi perspectiva como primeriza es que es un poco agotador. Ni me enteré de que había una sección para los documentos importantes hasta que no me lo dijeron…

Otro punto bastante frustrante como novata es que estoy totalmente perdida dentro de la historia y eso me saca muchísimo de la ambietación impecable que tiene el juego. Hay detalles que se me escapan porque quizás no hice un paso antes o simplemente no tenía ni idea de que tenía que hacer más historia con determinado NPC. Cuando me he querido dar cuenta me he encontrado diciendo “¿por qué hay un hombre girasol señalando al árbol?“.

Sí, no afecta a la jugabilidad, aun así, para personas como yo que nos encata empaparnos de lo que ocurre en el lore es un auténtico dolor de cabeza. Pero en serio, qué hace ese hombre girasol señalando al árbol.

¿Vale la pena jugar al Elden Ring sin tener experiencia previa en los Souls?

hombre girasol elden ring captura
FromSoftware/ Dexerto
Quién tenga miedo a morir que no juegue a Elden Ring

Aunque es una experiencia subjetiva, yo os diría que sí, vale la pena. Por supuesto, al empezar directamente con este juego, no notas la evolución que ha pegado la saga desde el primer juego ni aprecias todo lo que ofrece (¿podemos hablar del subsuelo de este juego?).

Asimismo, siento que hay un corte entre una persona sin experiencia en Elden Ring que otra aventajada. Dependiendo de tu constancia y tu ánimo ese día puede influirte más o menos. No obstante, veo que Elden Ring te da innumerables formas de pasártelo para que tú te acomodes a la que prefieras ya que al final puedes notar que el juego quiere que lo disfrutes.

Por todo ello, y entre tú y yo, querido lector, si quieres un gran reto y te apetece ponerte a prueba estás tardando en pasarte Elden Ring. Y si eres un novato como yo, razón aún más de peso para que comiences tu gran aventura. Yo no podría estar más contenta y desde aquí quiero agradecer a Bandai la oportunidad que me han brindado. ¡Muchas gracias por hacerme disfrutar de una saga que nunca me había (y me hubiese) atrevido a probar!